Contra los militares

«Un Estado se define a sí mismo a partir de la importancia que les da a las diversas instituciones según su modelo de gobierno. El ejército no es la institución reina de ninguna democracia. ¿Dónde sí lo es?» Dar click en el texto para seguir leyendo.

De fanatismos y fanáticos

«No gusta llamarle autoritarismo a la tendencia del gobierno mexicano por rechazar el pensamiento distinto o la crítica, pero todo autoritarismo ha dependido de su destrucción y el anular la capacidad por percibir lo que nos rodea.» Dar click en el texto para seguir leyendo.

Refinamiento y barbarie

«Existen dos expresiones políticas, baja y alta. Por su equilibrio o falta de él, se hacen habitables o no las sociedades. En la baja política reina la lógica del rating; propaganda y vacío sustituyen los efectos de la acción de gobierno. En el peldaño inferior de la política se admiten la indiferencia y la negación, […]

Diagnóstico y hordas

«A pesar del sobrediagnóstico renunciamos a comprender la sociedad en la que vivimos. Un extravío más donde nos sumamos al delirio colectivo del que queda el convencimiento por la horda. De seguir así, terminaremos de sumergirnos en el escenario prepolítico de las tribus.» Dar click en el texto para seguir leyendo.

El método

«Frente a la educación, la postura de nuestra izquierda más reaccionaria ha sido la puja por un botín. Se exhibe la falta de entendimiento sobre la función de las universidades. Son los espacios capaces de desafiar la relación origen-destino. Contravienen la visión determinista de cada mañana.» Dar click en el texto para seguir leyendo.

Notas sobre la charlatanería

«Alguna vez escribí sobre la necesidad de incorporar el delirio al leguaje político mexicano, solo que incluso el delirio tiene un tergiversado piso de supuesta realidad. En cambio, el charlatán no depende de nada si acaso su estulticia, la facilidad del engaño y falta de sentido crítico.» Dar click en el texto para seguir leyendo.

Demagogia justificativa

«La enfermedad pasó de ser un fenómeno compartido a un asunto individual. Gracias a nosotros, la búsqueda férrea por diluir los temas que conciernen a los gobernados rindió frutos. Palacio Nacional puede seguir actuando como si no pasó nada.» Dar click en el texto para seguir leyendo.

El país de las pequeñas cosas

«En la reinvención de las mitologías cambiamos las fechas en los calendarios, de las fundaciones de ciudades. Qué bonitos quedaron el nuevo billete y las monedas conmemorativas. Todo cabe en el país de la falsa grandeza, salvo las pequeñas cosas que hacen la vida de la gente.» Dar click en el texto para seguir leyendo.

Ley de los Sospechosos

«El espíritu de la Fiscalía de Gertz es su vocación para forzar como verdad una fascinación por la teoría del complot. En la dialéctica del poder se entrecruza nuestra costumbre a la amenaza y a sus complicidades.» Dar click en el texto para seguir leyendo

Propaganda y oposición

«La propaganda ha diluido la calidad entre lo verdadero y lo falso; haciendo pasar por justa la injusticia, por verdad a la mentira, por sanación a la enfermedad, por lejana la cercanía de la violencia.» Dar click en el texto para seguir leyendo